¿Qué es la reputación online?

El uso de las tecnologías ha crecido de forma considerable en los últimos años. Según los últimos datos del Instituto Nacional de Estadística (INE) en el año 2016, en España, el 80,6% de la población de 16 a 74 años ha utilizado esta herramienta e incluso esta cifra se eleva si nos referimos a jóvenes de entre 16 y 24 años, donde el porcentaje del uso de tecnologías llega al 98%.

En el año 2012 las empresas entendieron que lo importante no era la cantidad de seguidores sino la calidad de los comentarios que hacían los usuarios de sus marcas y productos, por ello se centraron en potenciar la reputación online de sus compañías. Tanto es así que la gran mayoría de las empresas están constantemente mejorando su reputación en las redes ya que esta es la opinión que otros tienen de ellos. Esta reputación se forma por lo que hago y por lo que soy pero también por lo que los demás perciben.

Una de las claves de la web es la permanencia de la información, es decir, lo que se publica permanece. Por ello los comentarios de los usuarios son muy importantes porque estos nos dirán si la empresa, marca o producto tiene buena o mala popularidad. En cuanto algo se publica empieza a ser replicado múltiples veces, desde la caché de Google a las copias de otros servicios, el Internet Archive o los pantallazos que capturan los propios internautas.

Cabe decir que la imagen corporativa y la buena reputación se tarda años en generar pero se puede perder en un minuto por un simple comentario en Internet. Debido a esto las compañías realizan un seguimiento de los textos y comentarios sobre sus marcas que se publican en los periódicos online, en los blogs y en las redes sociales, y esto les permite intentar poner freno a posibles crisis derivadas de quejas de los clientes o a los bulos que se propagan, e incluso en algunos casos les ayuda a decidir aumentar o disminuir la producción de ciertos productos y a decidir sus estrategias en función de lo que se habla en la red.

Sin duda el crecimiento de los medios y contenidos generados por usuarios ha creado un nuevo contexto social, ya que se unen comunicación, participación e intercambio de opiniones. Por tanto la reputación online es posible identificarla y analizarla a través de los argumentos positivos o negativos que dan los internautas, los cuales lo hacen de una manera directa y sin influencia de la empresa a que estamos valorando.

Laura Mintegui
Estudiante de derecho en la Universidad Complutense de Madrid.